Modelo dual: Servidores físicos y en la nube.

Compartir
25 de agosto de 2020

Algunas empresas cuentan con soluciones compartidas, es decir, cuentan con servidores físicos pero también cuentan con servidores en la nube, lo que les permite dar el salto hacia la era digital paso a paso. Sabemos que cada empresa tiene un proceso diferente, lineamientos que seguir, entre otras cosas, pero también existe una realidad universal, aprendida nuevamente durante la coyuntura actual, sin tecnología es difícil sostener el funcionamiento de tu negocio en el mercado.

Consideramos que el uso de soluciones compartidas nos lleva a que la empresa no tenga una curva de aprendizaje tan demandante cuando se realiza la migración, es por eso que hoy te contamos algunos tips para tu estrategia de migración:

1. Examina el panorama: utilizar un ERP en la nube no es un trato de todo o nada, siempre debes mirar en donde se encuentra tu empresa y qué necesita. Por ejemplo, un punto intermedio sería tener el back-end de una web o aplicación en servidores físicos, mientras que solo las plataformas web front-end, de experiencia al usuario, ejecutándose en la nube.

2. Evalúa el inicio: algunas empresas cuentan con lineamientos específicos y estrictos de privacidad por lo que podrían tener algunas solicitudes previas antes de subir documentos y procesos a la nube, ¿Por dónde podrían? Por información de uso público que no involucre datos confidenciales de la empresa, hasta que puedan asegurarse de que su proveedor de servidores en la nube cuente con todas las medidas para cumplir con los lineamientos de seguridad de la empresa.

3. Identificar las dependencias: debe involucrar a todos los expertos de los diferentes productos o servicios, porque casi siempre varias aplicaciones comparten módulos como bases de datos back-end, lo que implicaría la posibilidad de no poder mover una de las aplicaciones a la nube sin mover también las dependencias comunes, entonces quién mejor que las cabezas de área para ayudar en la toma de decisiones.

4. Centrarse en las personas y procesos: siempre debes tomar en cuenta a tu equipo, conocer sus inquietudes y escuchar sus sugerencias. Involucrarlos en la creación de la estrategia y proceso hará que tu equipo se sienta más comprometido siendo parte del proyecto, para así lograr realizar la migración con éxito.

5. Termina, evalúa y repite: una vez que termines tu proceso inicial de migración, no estaría mal evaluarlo periódicamente y así identificar las nuevas necesidades de tu empresa, para poder partir sobre la estrategia utilizada y modificar lo necesario.

 

El fin del modelo dual es lograr adaptar el proceso de tu empresa a los beneficios de contar con un ERP en la nube, sin hacer cambios muy grandes de una sola vez, asimismo, las empresas pueden tener completa seguridad del proceso que se está llevando.

Por otro lado, hay quienes toman la decisión de migrar completamente en un solo proceso a la nube, es ahí donde se tiene que diseñar una estrategia con mayor detalle y sobretodo involucrar al equipo.

 

En Manager Software, contamos con la experiencia necesaria para adaptarnos a cualquier sector del mercado, trabajamos como partners de diferentes empresas,  lo que nos permite afirmar que tenemos la capacidad de ser flexibles y adaptables, por lo que si decides utilizar un servidor físico, en la nube o un modelo dual, podremos realizarlo sin problemas.

Si necesitas más información sobre nuestros servicios contáctanos a comercial@manager.dmeat.cl